8 Errores que debes evitar al buscar trabajo

Publicado 28 febrero 2015

La búsqueda de trabajo es una de las tareas más duras que harás en tu vida. Y es que además de dedicarle mucho tiempo, es necesario tener en cuenta otros factores como redactar tu curriculum adecuadamente y saber potenciar tus cualidades para pasar la entrevista de trabajo.

En la actualidad, debido al alto índice de paro que hay en nuestro país, nos enfrentamos a un mayor número de candidatos que hace unos años por lo que es importante saber destacar, pero también no cometer errores que puedan jugar en nuestra contra.

8 Errores que debes evitar al buscar trabajo

No obstante, cuando están en situación de desempleo tenemos mucho tiempo, por lo que nuestro trabajo deber ser buscar trabajo y dedicar el tiempo necesario cada día. Si lo hacemos podremos evitar todos estos fallos que nos impidan alcanzar nuestro objetivo. Y para que te resulte más fácil, hoy te traemos una lista con los errores más frecuentes que suelen cometerse en la búsqueda de empleo para que puedas evitarlos.

1. Convertirse en Mister Elástico

Aunque tú te sientas capaz de hacer muchas cosas, si no tienes la formación adecuada o la experiencia requerida en la oferta de empleo, lo más probable es que nuestro curriculum acabe siendo descartado y lo único que habremos conseguido es perder nuestro tiempo en lugar de dedicarlo a tareas que podrían resultarnos más beneficiosas.

"La cuestión es que muchas veces ante la desesperación, optamos por enviar el curriculum a todas las ofertas de trabajo que vemos. Además de ser descartado por no cumplir los requisitos, si una misma empresa ha publicado varias ofertas para puestos distintos y ve tu candidatura en varias de ellas, esto no dará buena imagen de ti."

2. Enviar el curriculum a un email genérico

Si decides enviar el curriculum directamente a la empresa, debes asegurarte de que tienes el email adecuado. Si lo mandas a un email tipo "info@nombredelaempresa.com", es muy probable que no consigas respuesta y que tu curriculum acabe cayendo en el olvido. Esto ocurre porque este tipo de emails suelen ser llevados por varias personas y si lo abre la persona que no se encarga de reclutar personal, no atenderá tu solicitud.

Por eso, es importante que navegues por la web de la empresa hasta encontrar el email de la persona responsable de recursos humanos o el jefe de departamento al que quieres aplicar.

3. No tener actualizado tu curriculum

No hay nada que de peor imagen que un curriculum que no incluya información actualizada. Hoy en día resulta muy sencillo consultar en las redes sociales como Linkedin cualquier duda sobre el curriculum de un candidato. Por eso es fundamental que incluyas en tu curriculum virtual no solamente la última experiencia profesional, sino también los detalles que puedan resultar interesantes.

4. No enviar carta de presentación

Algunas empresas dan mucha importancia a la carta de presentación. Las cartas de presentación sirven para ofrecer a la empresa datos sobre la personalidad del candidato y saber cuál es su manera de expresarse. En la actualidad están muy de moda las cuestiones relacionadas con la cultura corporativa y las empresas buscan candidatos que sean afines a  la filosofía de la empresa.

Por este motivo, es muy recomendable enviar una carta de presentación que acompañe el curriculum, especialmente si la empresa pide adjuntarla en la oferta de trabajo.

5. Mentir en el curriculum

Seguramente hayas escuchado más de una vez la frase "se coge antes a un mentiroso que a un cojo". En un proceso de selección resulta muy sencillo  saber si un candidato ha mentido en su curriculum. El sector empresarial puede llegar a ser muy pequeño y si incluyes referencias de anteriores trabajos en tu curriculum, debes estar completamente seguro de que te ayudarán a conseguir el puesto. Si uno de los requisitos del puesto es tener un buen dominio del inglés y no lo tienes, no es aconsejable poner "nivel alto de inglés" pues te pillarán en cuanto te hagan dos preguntas.

6. Hablar mal de tus antiguos jefes o compañeros

Los trabajadores son los propios embajadores de la marca. Si una persona llega a la entrevista y habla negativamente de la empresa, es muy probable que también lo haga  sobre la empresa de la que quiere formar parte. Por eso es recomendable que hables sobre tu buena experiencia y lo positivo que has encontrado en cada puesto de trabajo. Además, piensa que de lo negativo también se aprende.

7. No cumplir los requisitos de la oferta de trabajo

A la hora de buscar trabajo, como ya hemos dicho, es frecuente caer preso de la desesperación y enviar el curriculum a todas las ofertas. Si te apuntas a una oferta, debes expresar que cumples con los requisitos exigidos para el puesto. Pero incluso aunque los cumplas, es recomendable  personalizar el curriculum para cada oferta de trabajo para aumentar las posibilidades de ser elegido para el puesto.

8. No preparar la entrevista de trabajo

Llegar a la entrevista sin tener ni idea de a qué se dedica la empresa es uno de los peores errores que se pueden cometer al buscar trabajo. Y es que si el reclutador te hace una de las preguntas más habituales como por ejemplo "¿Por qué quieres trabajar en nuestra empresa?", quedarás en muy mal lugar si no sabes responder.

Por eso es importante informarse en todo lo posible sobre los productos que vende o servicios que ofrece la empresa y el modelo de negocio que siguen. De esta forma, si además te preguntan qué es lo que podrías aportar, podrás llevar una respuesta previamente pensada que transmita una buena imagen de ti.

Esperamos que todo estos consejos te resulten útiles para evitar cometer errores al buscar trabajo y logres alcanzar tu objetivo. Y es que muchas veces tenemos en cuenta este tipo de cosas a grandes rasgos, pero no prestamos atención a los pequeños detalles que podrían hacernos salir automáticamente del proceso de selección.

 

Escrito por:
Cristina Muriel Garín